Este lunes, la CNTE tomará presidencias, instalará plantón indefinido en Palacio de Gobierno y bloqueará vías del tren

A. Molinero

Para exigir que se paguen el total de todos los adeudos que el Gobierno del Estado tiene con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), que no haya nuevos impuestos en Michoacán y que se cumplan todos los compromisos que el Gobernador, Silvano Aureoles Conejo tiene con el magisterio michoacano, este lunes 14 de enero los integrantes de la CNTE se manifestarán a lo largo de la geografía michoacana con la toma de las presidencias municipales, el bloqueo de las vías del tren y la instalación de un plantón indefinido en la Avenida Madero frente a Palacio de Gobierno justo en el Centro Histórico de Morelia.

De acuerdo a lo dispuesto por las delegaciones, centros de trabajo y las asambleas regionales, los centistas generalizarán el paro indefinido que iniciaron desde el pasado lunes 7 de enero cuando arrancó el ciclo escolar luego del periodo de vacaciones de fin de año.

Víctor Manuel Zavala Hurtado, dirigente de la CNTE, expuso que el magisterio michoacano ha llegado al límite a pesar de que entienden que su trabajo es impartir educación y atender a miles de infantes, adolescentes y adultos en los niveles de educación básica, media superior y superior, sin embargo, señalan que también son padres de familia con gastos y deudas que les descuentan vía nómina donde las instituciones hacen cargos de intereses, “por que el gobierno no entrega lo que quincena a quincena les descuenta”.

Agregó que la tolerancia terminó luego de que en el afán de sostener la estabilidad en el estado dieron muestras de civismo al desactivar acciones por confiar en que el gobierno estatal cumpliría sus ofrecimientos, pero al no cumplirse con el pago de las quincenas de diciembre en tiempo y forma además de que el aguinaldo fue pagado siete días después e incluso le fue aplicado el Impuesto Sobre la Renta (ISR) y el trato diferenciado entre los trabajadores estatales y federales, es por lo que decidieron manifestarse de manera más intensa.

Acusó que el gobernador debido a esos descuentos realizados y no pagados a los terceros institucionales, “se embolsó más de cien millones de pesos” y por ello es que emprenderán acciones para exigir se cubran todas las deudas, “y hasta tener en nuestras manos lo que nos pertenece, regresaremos a las aulas”, sentenció.

Finalmente Zavala Hurtado exigió al gobierno federal que realice una auditoria física y documental a Silvano Aureoles y a cada una de sus secretarías ya que aseguró que existe un desfalco generalizado en los insumos, en sueldos y en prestaciones que supera ya los catorce mil millones de pesos, lo mismo que hay adeudos que existen con los trabajadores michoacanos de los tres sectores más vulnerables como los de salud, los de educación y el sector social, concluyó.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.