Cuarón se lleva tres Oscar y hace historia con ROMA

Hollywood, California.— Noche de expectativas, logros y algunas desilusiones. ROMA conquistó el sueño anhelado desde que Macario (1960) fuera nominada como Mejor película en lengua extranjera, atesorando el oro del Oscar.
A la vez, su autor Alfonso Cuarón hizo historia obteniendo la estatuilla de Director y Fotografía, asunto que jamás había sucedido en las crónicas de la Academia. Pero no logró el galardón principal de Mejor película, que recayó en Green book.
“Este premio le pertenece a México en todos los sentidos. No es porque el 95% de los que la hicieron comparten mi nacionalidad, ni porque el 100% son mexicanos, si no porque la temática, los escenarios, los parajes, son de México.
“Lo diré sin rodeos: No podría estar aquí si no fuera por México”, contestó Cuarón a pregunta expresa de EL UNIVERSAL en la sala de prensa posterior a la ceremonia realizada en el Teatro Dolby.
El cineasta y su cinta encabezaron una noche de Oscar inclusivos, en donde los menos vistos llegaron a la máxima vitrina de Hollywood.
En todo momento agradeció a Yalitza Aparicio, su actriz natural, indígena, así como a Libo, su nana de niño, en quien está inspirada la historia situada en los años 70.
“Una película que gira en torno a una mujer indígena, una de las 70 millones de mujeres domésticas en el mundo que no tienen derechos laborales, históricamente relegadas. Nuestro trabajo es mirar donde otros no lo hacen”, indicó Cuarón el recibir el galardón como Director.
Green book, la máxima ganadora de la noche, cuenta la relación amistosa entre un hombre blanco y un negro en los años 60.
“Es una historia de amar unos a los otros, a pesar de nuestras diferencias”, señaló el realizador del filme, Peter Farrelly.
ROMA había llegado como una de las grandes favoritas al estar en 10 categorías.
“México es la playa de donde vino (la historia) y Bu, Olmo y Jonás (sus hijos), la corriente que me mueve”, señaló el realizador.
La más ganadora. En número de estatuillas, Bohemian rhapsody, biopic del cantante Freddie Mercury, fue la triunfadora al obtener cuatro, incluyendo Mejor actor con Rami Malek.
“Mi padre no pudo verme haciendo todo esto, pero sé que me está viendo. No fui la primera opción (para el filme), ¡pero creo dio resultado!”, bromeó.
Malek aprovechó el micrófono para recordar que sus padres fueron migrantes y él, la primera generación estadounidense.
Olivia Colman, elegida como Mejor actriz por su labor en La favorita, recordó que en su juventud trabajaba limpiando y amaba eso. Y se disculpó con Glenn Close, con quien estaba en la misma categoría.
“Ha sido mi ídolo por mucho tiempo y no es que como yo quería que pasaran las cosas”.
La premiación comenzó con el grupo británico de Queen y Adam Lambert interpretando “We will rock you” y “Were are the champions”.
Ante la ausencia de anfitrión en la entrega, todo recayó en los encargados de mencionar a los ganadores, entre ellos Jennifer Lopez, Michael Keaton, Chris Evans, Melissa McCarthy y Javier Bardem.
La parte política llegó de la mano de Spike Lee, quien al ganar Guión adaptado p or El infiltrado del KKKlan recordó que sus ancestros negros fueron esclavos tras ser arrancados de África.
“Hay que rendirle un homenaje a ellos, que presenciaron el genocidio de sus antepasados”, exclamó.
Diego Luna presentó segmentos de ROMA y habló en español.
“Ya nos abrieron la puerta y no nos vamos a ir”, dijo al referirse a la posibilidad de hablar castellano.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.